Tendencias en el Mobile World Congress: así pinta el futuro

20729355_10155132651373649_3947005592370968606_n

Cuando todos pensamos que poder comprar un Iphone más pequeño que el modelo anterior pero que hace básicamente las mismas cosas era el no va más, va y llega la Mobile World Congress y nos hace verlo como poco más que un pisapapeles con reloj incorporado.

La cita con los avances de la tecnología en el último año se ha presentado como una verdadera convergencia de todas la innovaciones realizadas enfocadas a hacernos la vida un poco más complicada de aprender pero más cómoda una vez que se le coge el truco. Si tu abuela se volvió loca con el teletexto, no nos queremos ni imaginar lo que les espera a los millennials dentro de medio siglo. Y es que el Mobile Congress siempre se supera y todo apunta que lo seguirá haciendo. Más allá de lo que abarca nuestra imaginación, de la misma manera que hoy ha ido más allá de la que en su día abarcó la de Robert Zemeckis.

Sin duda, una de las tendencias más inquietantes y asombrosas del último congreso ha sido la Inteligencia Artificial. La capacidad de las máquinas para pensar por sí solas y aprender de la experiencia como un ser humano. En este sentido ya se preparan alianzas entre fabricantes de cacharros, como la casa Samsung, con los que se encargan de la programación y el software, como Vodafone. Toda una red empresarial al servicio de un futuro de casas inteligentes y móviles que serán, prácticamente, un mayordomo.

Otra de las grandes estrellas es el 5G, la tecnología que se encargará de gestionar toda la red de comunicación mundial. Varias empresas trabajan ya en proyectos que no solo conectarán a personas con personas, sino a empresas con empresas, antiguas competidoras que se ven ahora resignadas a unir esfuerzos para adaptarse al nuevo mundo digital, el coworking más gordo jamás visto, e incluso a personas con sus casas y electrodomésticos. Es inevitable que los que nos hemos criado con Skynet, Hall y todas esas inteligencias artificiales cansadas de ser la servidumbre le tengamos a todo esto alguna reticencia.

Por otra parte, ¿imagináis una cámara capaz de hacer un análisis y/o pronóstico de lo que enfoca?

Pues en Mobile Congress está siendo toda una sensación. La cámara de tu móvil, que ya hace bastantes cosas, podrá predecir el tiempo si enfocas al cielo, el valor nutricional y calórico si la pones apuntando a lo que te vayas a comer —esto a Instagram y sus influencers no debe estar sentándoles nada bien— y podrá incluso traducir los textos de manera instantánea. Asimismo, se espera que las pantallas móviles comiencen a ser holográficas. Como las de Tony Stark. Marcas como Sony o Xperia ya han presentado sus prototipos.

Una de las novedades tal vez menos sorprendentes pero que estamos seguros de que va a causar furor es la de la integración de aplicaciones móviles como Sahzam en el coche. De modo que cuando suene una canción en la radio, podrás reconocerla y agregarla a una lista en ese momento.

Este es el camino que tomará nuestro día a día en poco tiempo.

Antes de lo que esperamos, programaremos la lavadora desde nuestra pantalla móvil en tres dimensiones, en nuestro coche que conducirá solo y nos pondrá nuestras canciones favoritas para que nos relajamos a la vuelta del —esperemos que quede algo que hacer— trabajo, mientras nosotros así podremos pensar estupideces random del tipo “a ver si soy capaz de acordarme de cómo narices se utilizaba el teletexto”.

11951267_10153300768413649_8769193452125026166_n

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *